/
Buscar
Entre el GRL y la MPCh se revertió y truncó más de S/ 120 millones en proyectos para la población | Denuncian que pésimas condiciones para el recojo de basura atenta contra la vida de trabajadores | Los aparentes negocios familiares del alcalde de Mochumí que la Fiscalía está investigando | “No podemos ser parte de un circo… él se cree el dueño de la verdad… yo no le tengo miedo a Cornejo Chinguel” | Con partida falsa pretenden ganar juicio para apropiarse de terreno de más de 4 hectáreas | Autoridades le dan la espalda al único Museo de la Independencia que existe en la región | Una tremenda dilación por las presuntas deficiencias de funcionarios se vive en millonaria obra de Mocupe | Club Unión Chiclayo apuesta por el básquet como alternativa de cambio en los jóvenes | ¡Muchas Gracias, Sandra Wiesse Eslava! | El crecimiento económico de Kuczynski | ¿Cuándo se Jodió la región Lambayeque? | #MinistraFeminismoEs | TRAS EL 28 DE JULIO | Exitosa patinada | Los libros de su autoría: La cuestionada venta del vicerrector Ernesto Hashimoto a la UNPRG | Denuncian por presunta estafa a contratista intermediario que ejecuta obras para el Estado | Defensor del Pueblo a favor de intervención de OTASS en Epsel | Lozano: “APP tiene que reivindicarse con sus provincias… no porque alguien falló le cerraremos la puerta a todos” | Promoviendo una imagen positiva del envejecimiento en la sociedad | Por tercera vez se posterga millonaria obra de saneamiento en La Victoria | Los rasgos y rostros perdidos de nuestra cultura debe encender más de un alarma | Conozca a Oliver Fernández la promesa del skateboarding en la Capital de la Amistad | Municipio de Lambayeque tendrá que pagar más de 21 millones de soles a favor de 270 trabajadores | Un año de debilidad en el gobierno | Coyuntura política en frases |
Síguenos:

¡Los jóvenes a la obra!

Junio 20, 2017
Compartir:

Escribe: Jesús Paiba Samamé

Docente Área de Humanidades de la

Universidad Tecnológica del Perú

Es una las famosas frases que forman parte del célebre “Discurso del Politeama”, cuyo autor intelectual fue el reconocido escritor, ensayista y poeta peruano Manuel Gonzáles Prada, quien falleció en Lima el 22 de junio de 1918, a la edad de 74 años.  Por eso, a un año de cumplirse el centenario de su deceso y en medio de la actual crisis social y política que enfrenta nuestro Perú - a raíz de toda la podredumbre que supone la corrupción –, resultan precisas las palabras que dejara plasmadas en este renombrado discurso del vate nacional conocido también  con el seudónimo de “El sibarita”. Es preciso señalar que este discurso fue leído por Gabriel Urbina,  un escolar limeño, en el teatro “Politeama”  de nuestra capital, cuando se hacía campaña profondos para el rescate de las provincias cautivas de Tacna y Arica, el 29 de julio de 1888. Pero mejor leamos juntos el fragmento en la que aparece la reconocida proclama.

“En esta obra de reconstitución i venganza no contemos con los hombres del pasado: los troncos añosos i carcomidos produjeron ya sus flores de aroma deletéreo i sus frutas de sabor amargo. ¡Que vengan árboles nuevos a dar flores nuevas i frutas nuevas! ¡Los viejos a la tumba, los jóvenes a la obra!”.  Como pueden darse cuenta, estimados lectores, llama la atención el uso inadecuado de la vocal “i” por la conjunción copulativa “y” que Gonzáles Prada de forma deliberada utiliza a lo largo de todo el discurso. De esta forma, el también autor de “Horas de lucha” y “Pájinas libres” demostró su rebeldía intelectual ante la desazón que le generó la clase política peruana que no supo defender los intereses nacionales e increíblemente perdimos Tacna y Arica, a fines del siglo XIX. Así como el soldado defiende a su patria fusil en mano; el intelectual lo hace con sus ideas que perenniza en sus obras.

Sin duda la frase debe ser interpretada en su real contexto histórico-social, sin embargo, a la luz del impacto que viene generando el más peligroso cáncer que hoy agobia a nuestro país, me refiero a la corrupción, a todo nivel, pero principalmente aquella que viene de los personajes de cuello blanco, la corrupción política. Esa que golpea la dignidad de todos los peruanos y que parece a nadie importarle. Según informe del Instituto Integración (2015), el costo de la corrupción en nuestro país es el equivalente a 39 mil sueldos mínimos; dinero con el que podrían, tranquilamente, solucionarse problemáticas que viven a diario muchos peruanos. Estas cifras alcanzan los 11 mil millones de dólares, que llegan a ser más del 8% del PBI del Perú; es decir, mucho más de lo que se invierte en temas tan importantes en nuestro país como es la Educación. ¡Cuánta razón tenía Gonzáles Prada!,  y hoy parece que sus palabras no dejan de tener sentido: “El Perú es organismo enfermo: donde se aplica el dedo brota pus”.

Muchos piensan que resulta imposible acabar con la corrupción, porque esta se encuentra enquistada en toda nuestra historia republicana. El próximo 2021, celebraremos el Bicentenario de nuestra Independencia Nacional y aunque luchar contra la corrupción resulte una utopía, no debemos conformarnos con ser convidados de piedra ante esta lacra social que pone fin al legítimo progreso que buscamos todos los peruanos. Cada uno de nosotros debe asumir un compromiso no solo con el presente del país, sino también con las generaciones futuras. Soy un convencido como Gonzáles Prada de que el futuro del Perú está en las manos de la juventud, por eso no cesaré en pedirle a los jóvenes de asumir un mayor protagonismo en la titánica tarea de refundar la historia del Perú y esto solo será posible si incorporamos a nuestras vidas otra de las famosas frases de Gonzáles Prada: “Rompamos el pacto infame i tácito de hablar a media voz".

Tags:

Comentarios

Desarrollado por ivanfiestas.com