/
Buscar
La Vocación de Maestro | Llorar sobre la lluvia derramada | Autoridades y dirigentes de Chiclayo: Mucha bulla y ‘peliculina’ | Ante una violación constitucional | El pueblo reacciona | Siguiendo la ruta de los pagos a ejecutivos de la Concesionaria Trasvase Olmos en cuentas Offshore | Otra vez se frustra ejecución de obra de agua y desagüe en La Victoria por apelación de consorcio | Discrepancias por acuerdo limítrofe con la Libertad por el caso Chérrepe es un tema de nunca acabar | “Esperamos que no pase a mayores y que no haya más gente del partido comprometida” | En Monsefú y San José firman contratos para obra de saneamiento sin respetar observaciones del OSCE | Niños se benefician con programa de responsabilidad social empresarial | UCV renueva su curricula con motivo de un mejor aprendizaje | Trabajador de Epsel asegura que no le aumentaron irregularmente el sueldo, pero el OCI investiga | Consejo universitario de la UNPRG ordena que Velezmoro regrese a su cargo en esta alma máter | Solo 3 proyectos de los 22 presentados fueron aprobados por el Concejo en los dos años de gestión de la MPCh | Odebrecht cobró indebidamente más de 50 millones de dólares por sobrestimación de tarifa en trasvase de agua | TV Y CONCORTV | No se salva ninguno | ¡Con mi dinero no te metas! | La memorable entrevista a Larcery Díaz | Fuertes olas de calor continuarán en Chiclayo | Nuevas herramientas del Osce para denunciar a postores que presenten documentación e información falsa | Consejero regional cuestiona a la Fiscalía por cómo investiga caso de la pérdida de S/ 10 millones en medicina | Henry Chiclayo revela que la MPCh solo tiene 14 compactadoras de basura para toda la ciudad | Constructora COSAPI ya no subsanará deficiencias en colegio San José porque Tribunal Arbitral así lo dice |
Síguenos:

Prefecto Aita: Entre la indecencia y la decencia

Octubre 27, 2016
Compartir:

Si bien el cargo de prefecto ya no tiene el poder que tenía años atrás, sigue siendo de importancia, porque entre sus funciones, está la representación del presidente de la República. Más allá de sus atribuciones-, lo relevante-, en estos momentos de crisis de valores humanos y cristianos, radica en que la persona que ocupe el cargo debe actuar con ponderación, ecuanimidad y a la altura de las circunstancias. Es decir, tiene que tener decencia. Un funcionario público, no solo debe reunir requisitos formales que indica la ley o la norma, sino que además debe ser ejemplo de vida. Un prefecto no puede estar pintado o como estatua. El máximo representante del jefe de Estado en la región Lambayeque, personifica a la jurisdicción donde actúa. No es poca cosa, es una gran función que asume en sus manos y, por lo tanto lo mínimo que tiene que hacer, es cumplir con decencia su labor.

Anteriormente, estos cargos se encargaban a personas notables, a seres humanos que reunían requisitos de honradez y honestidad, además de capacidad. El perfil profesional si bien era importante, no era prioritario. Hoy, los estudios superiores o universitarios son prioritarios. No está mal y por el contrario es adecuado hacerlo. Sin embargo, esto no garantiza nada bueno, lo cual es contraproducente por cuanto la sociedad en su conjunto, apuesta por estudiar para avanzar y triunfar en la vida, pero como siempre un pero. Un ser humano por más títulos profesionales y postgrados que ostente, no es garantía de eficiencia y honestidad.

En el caso concreto de la Prefectura de la región Lambayeque, esperamos que don Rafael Aita Campodónico, realice una labor eficiente y especialmente donde prime la decencia. No somos jueces para emitir sentencia (absolutoria o condenatoria) con su antecesor. No nos consta si es una persona honorable o indecente. Sin embargo, una frase popular dice lo siguiente: “La mujer del César no solo debe ser honesta, sino parecerlo”, es decir que nadie dude de su honorabilidad.

En el hogar, cuando el esposo desconfía de la esposa o la esposa desconfía del esposo, por un acto de infidelidad, violencia familiar u otro tema, si en realidad se quiere salvar el matrimonio o convivencia, el primer paso es recuperar la confianza actuando con la verdad, el diálogo y dadas las circunstancias, corrigiendo lo que se tenga que corregir, porque como humanos no somos perfectos, sino perfectibles. Los habitantes de esta noble y generosa región Lambayeque, esperamos una loable y buena labor que beneficie a todos los que vivimos en la región Lambayeque. Así sea.

Tags:

Comentarios

Desarrollado por ivanfiestas.com